Como emprender una tienda online con capital cero


Vender por internet de manera legal y con una inversión mínima es posible. El método de comercialización más adecuado es el conocido internacionalmente como dropshipping.

Drop

El dropshipping consiste en vender al cliente final un producto del que tú no eres el propietario en ese momento sino un proveedor con el que has llegado a un acuerdo, de tal forma que al recibir el pedido será ese proveedor el que se lo envíe al cliente final.

Ventajas de este modelo de negocio para el que crea la tienda online:

  • Stock cero: No debes tener nada almacenado. La gran ventaja de este modelo es que ahorras, en gastos de almacenamiento y de personal, el coste de productos que no se venden…
  • Poder probar con distintos artículos. Si no se venden por lo que sea puede probar con otros sin asumir más perdidas que el haberlo dado de alta en tu tienda.
  • Riesgo mínimo: La inversión inicial es baja.

Inversión inicial

La inversión inicial se puede reducir a crear la página web, gestionarla, alimentarla de contenido y realizar las acciones necesarias para que llegue a tus clientes. Evidentemente todo esto requiere tiempo y conocimiento para cada tarea; en los casos en el que no puedas cubrirlo deberás subcontratarlo. Incluso se puede vender a través de portales sin necesidad de crearte tu propia web, aunque de cara a crecer es más conveniente contar con la tuya propia.

En este punto, para reducir costes monetarios y controlar mejor el negocio es conveniente no empezar solo, alíate con alguien que te complemente. Un perfil tecnológico y uno de gestión empresarial es lo ideal

Es posible empezar a vender por internet sin dar de alta una sociedad ni darse de alta como autónomo, lo puedes hacer a título personal siempre y cuando los ingresos que recibas por ello sean bajos (menor que el salario mínimo) y no constituya tu actividad habitual.

Insisto en el punto que si o si hay que invertir desde el principio para que llegues a los potenciales clientes. Recomiendo que la inversión sea tanto en posicionamiento SEO (para el medio / largo plazo) como en marketing y publicidad que puede dar resultados más inmediatos.

drop2

Proveedores

En el dropshipping es fundamental dar con proveedores serios y productos atractivos. Es conveniente primero pensar que tipo de productos quieres vender y a partir de ahí empezar a buscar proveedores que puedan suministrarlos unidad a unidad. Recomiendo al principio contar con proveedores nacionales con los que la comunicación es más sencilla y se reducen problemas de tiempo o aduanas. Cuanto más al principio de la cadena de suministro consigas llegar mejor ya que los costes serán menores y se podrá establecer una relación más interesante, lo ideal es tratar directamente con el fabricante / importador.

Algunos aspectos claves a la hora de gestionar adecuadamente el dropshipping con los proveedores:

  • Precio de costo: Hay que intentar desde el principio conseguir el coste más bajo posible, al empezar es complicado porque no tienes historial de ventas, con el tiempo y conforme vas vendiendo y haciéndote un hueco tienes que perseguir más descuentos.
  • Competencia – precio: En la mayoría de los proveedores con los que se contacta venden también a otras tiendas online. Cada vez hay más y más competencia de precio en internet; eso hace que se reduzcan los márgenes, hay algunas tiendas que con tal de vender casi ni ganan en cada operación, evidentemente están abocadas al fracaso, pero mientras entorpecen al resto. La situación ideal es dar con proveedores que marque el precio de venta al cliente final, de esta forma la competencia entre las tiendas no será en precio.
  • Disponibilidad: Es muy importante tener actualizada la disponibilidad en la página, se debe crear un mecanismo ágil de comunicación en este aspecto con el proveedor. Supone un gran problema cuando un cliente hace un pedido y al reenviárselo al proveedor te indica que no le quedan unidades.
  • Restricción de productos: Normalmente solo se puede vender con este modelo de envío directo artículos que el fabricante o importador empaquetan en una caja. Cuando en una caja va más de 1 unidad del producto suelen requerir que lo almacenes y lo envíes desde tus instalaciones.
  • Plazos de entrega: Deben acordarse unos plazos de entrega con el proveedor, ya sea él directamente el que lo envíe, o a través de tu empresa de logística. Con este modelo en la mayoría de los casos los plazos de entrega son más largos de lo deseable para la venta por internet, el stock lo tiene otra empresa y este envío para ella no es tan prioritario, sobre todo al principio, que hay veces que incluso pide el proveedor que le pagues por adelantado el pedido. Debes hacer lo posible para reducir los tiempos lo máximo posible, pero con garantías que se vayan a cumplir.
  • Falta de visibilidad del estado del pedido: Unido a lo anterior si es el proveedor el que se encarga de enviar al cliente no sabrás el estado en el que se encuentra el pedido, si ha salido ya del almacén, si está en tránsito o si ha habido alguna incidencia en el envío (dirección no encontrada, ausente…). Esto ocasiona que el cliente si no lo ha recibido en el plazo previsto te llame y tengas que empezar a investigar que ha pasado.
  • Posible devolución por el cliente: En la compra por internet el cliente tiene una semana para devolver el producto sin justificación alguna, menos mal que sucede en muy contadas ocasiones, pero para cuando pase es conveniente que tengas hablado con el proveedor como gestionarlo.
  • Garantía: Debe acordarse con el proveedor el procedimiento a seguir en caso que el producto este defectuoso o si surge alguna incidencia dentro del plazo de garantía.

Es fundamental que el proveedor cubra estos aspectos de manera adecuada, sino es conveniente buscar otro alternativo. Haber hay muchos, es cuestión de conseguir dar con ellos.

El modelo de dropshipping es muy bueno para empezar. No arriesgas mucho y se aprende a vender en Internet  Eso sí una vez vayas consolidándolo lo normal es ir avanzando hacia al menos un modelo mixto. Envío directo de algunos productos y almacenando otros. Almacenar es obligatorio para poder comercializar productos más pequeños, igualmente suele ser interesante almacenar productos con alta rotación ya que se puede obtener mejor precio del proveedor al realizarle un pedido de muchas unidades.

Fuente: PIXMEDIA DESIGN & MARKETING

Déjame tu comentario:

log in

Become a part of our community!

reset password

Back to
log in